Fuji, Ararat

Mi amiga me lo dice por el chat.
Que tengo que quedarme, que es mejor.
Me dice que el amor no es el amor.
Yo creo en el amor. Se cae el chat.

Me voy al Monte Fuji, al Ararat.
Me tomo cuatro vasos de licor.
Me digo: ya verás que habrá confort,
no temas, pobre chica, little cat.

Vi un abismo, subiendo la colina.
Bajando la colina, vi un abismo.
¿Qué pasa si me pierdo en la neblina?

Cambiaré de sofá y metabolismo.
Cambiaré de laxante y aspirina.
Yo creo en el amor y en el turismo.